¿De qué manera asistir, enserio, a tu hijo a dejar el pañal? - crucifix.es

No hay tácticas infalibles ni métodos prodigiosos, pero sí puedes lograr que dejar el pañal sea mucho más simple para tu hijo

_____

 

Si piensas que se aproxima el instante de contribuir a tu hijo a dejar el pañal, poseemos buenas y malas novedades. Mejor nos quitamos de en medio las malas lo antes posible, conque allí van: no podrás enseñarle a llevarlo a cabo.

Por más que te esmeres, no vas a poder inculcarle de qué manera supervisar sus esfinteres y también ir al baño.

Es un desarrollo que es dependiente del avance del sistema inquieto central y el ritmo de maduración de tu hijo. No guarda relación con su sabiduría, ni con su edad, ni con nada que tú hagas. Que deje el pañal antes o después solo es dependiente de su ritmo de maduración.

Y, por supuesto, este tema no posee ninguna relación con el calendario.

En este momento que llegan unos días de vacaciones, es posible que estés pensando en comenzar el desarrollo. O quizá lo poseas en cabeza de cara al verano. Ten presente que es irrealizable desarrollar el avance de un niño a fin de que coincida con nuestro calendario laboral.

Mencionado lo anterior, aquí están las buenas novedades: tienes muchas herramientas en tu mano para facilitarle el sendero en el momento en que tu hijo esté dispuesto para dejar el pañal.

 

 

Piensa un instante de qué manera aprende un bebé: mira, imita, experimenta y, si tiene éxito, prosigue tratando nuevos desafíos.

Ahí están tus armas para asistirle en el gran salto adelante que piensa dejar el pañal:

  • Deja que te vea en el baño a fin de que te desee imitar.
  • Posibilita su autonomía a fin de que experimente: ropa simple de eliminar y orinal a su alcance.
  • Explota los cuentos a fin de que asimile con normalidad el cambio.

 

Sucede con cualquier tema que desees emprender con un niño. Los cuentos son tu mejor herramienta para empujarlos a comprender cualquier cosa pues los pequeños tienen una aptitud impactante para identificarse con sus individuos.

De ahí que, un óptimo cuento va a ser tu aliado a fin de que tu hijo entienda el cambio y lo vea con normalidad.

¿Sugerencias? Nos agrada ‘¿Puedo ver tu pañal?’ y Edu por el momento no desea llevar pañales‘.

Cuentos para dejar el pañal

 

Un truco plus:

Comienza a mudarle el pañal parado, cerca de un espéculo, a fin de que logre ver lo que hay. En el momento en que le cambias tumbado boca arriba el niño no ve nada y es mucho más bien difícil que comience a ser siendo consciente de lo que hace en el pañal.

Y dejamos para el desenlace el ingrediente primordial, ese que no tienes ganas de oír: la paciencia.

Conviértete en a la iniciativa de que el ritmo lo marca tu hijo, que solo puedes asistirle y que va a haber adelantos y retrocesos.

Puede que te andas preguntando de qué forma advertir que el niño está listo para procurar dejar el pañal. Tú le conoces mejor que absolutamente nadie, pero tienden a ser buenos rastros que comience charlar de pis y caca, que te avise en el momento en que hizo en el pañal o que muestre interés por algún cuento sobre el tema.

 

Cuentos para dejar el pañal

 

Antes de finalizar, 2 consejos. O mucho más bien, 2 caminos que no te van a llevar a parte alguna:

El primero, esas disputas de mamás cuyos bebés fueron solos al baño con meses y de un día para otro. No mencionamos que engañen. Sencillamente, la historia no guarda relación con tu hijo y carece de sentido que hagas comparaciones.

El segundo, esos manuales que se muestran en Google plus bajo títulos como «Fórmula eficaz para efectuar la operación pañal exitosamente en una semana». Dejar el pañal no posee una fórmula, ni un plan. Es dependiente de que el niño haya madurado lo bastante para enfrentar ese enorme cambio en su historia.

No hay una edad correcta, ni un instante del año perfecto. Como siempre y en todo momento, nos irá a tocar estar alerta y empujarlos en el momento en que llegue el instante. ¿No crees?

Califica este artículo

1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (Ninguna valoración todavía)
Cargando...