¿Viaje con pequeños a la visión? Haz que lo recuerden para toda la vida - crucifix.es

Un viaje con pequeños puede ser un estudio incomparable para ellos si logras que sean de forma plena siendo conscientes de la experiencia

 

Si hiciste un viaje con pequeños en algún momento habrás experimentado estas 2 experiencias: agotamiento y algo de pena pues olviden lo vivido esos días.

Lo primero es ineludible: viajar con pequeños es cansador. Pero tenemos la posibilidad de eludir que caigan en el olvido las vivencias, los sitios y las etnias hasta el momento ignotas.

Como siempre y en todo momento, la solución es involucrarlos desde el comienzo.

Y vale la pena por el hecho de que hacen falta muchas horas de estudio para igualar el estudio que puede aportarles un viaje.

 

 

¿Ahora tienes destino para este verano? ¿Y se lo has contado a los peques?

No quiero decir que «comunicarles» el sitio que visitaréis. Ponte en su sitio. Si le afirmas a un niño que en algunas semanas vais a estar de vacaciones en Portugal, probablemente el niño no comprenda nada por el hecho de que:

  • No comprende realmente bien qué son «algunas semanas».
  • No sabe qué es Portugal.
  • Tampoco sabe realmente bien qué son unas vacaciones.

 

Se juntan varias ideas que a los pequeños les cuesta entender: la organización y paso del tiempo y la organización geográfica y su sitio en el cosmos.

Los pequeños asimilan mal los conceptos abstractos. Pero asimilan prácticamente cualquier cosa si tienen la posibilidad de llevarlo a cabo mediante sus sentidos. Si tienen la posibilidad de verlo y tocarlo.

¿De qué manera tenemos la posibilidad de llevar a cabo tangible un viaje? Con mapas.

 

mapas para niños

 

Haz que visualicen el viaje, el paseo. Antes de partir y asimismo a la vuelta.

Es la manera más óptima de que entiendan a dónde vais, el movimiento, lo que hallarán allí … y asimismo que después lo recuerden.

 

Antes del viaje:

Si entienden desde el principio lo que va a acontecer, los pequeños se van a sentir mucho más seguros y motivados, van a tener una actitud mucho más efectiva a lo largo del viaje y exprimirán la experiencia.

Va a ser su aventura y van a aprender bastante, pero precisan sentirse participantes. ¿De qué forma llevarlo a cabo?

Lúcida su curiosidad. Y lo tienes simple por el hecho de que los pequeños son curiosos por naturaleza.

Coge un mapa y muéstrale físicamente tu destino. Procura relacionarlo con cuentos, leyendas locales, películas, individuos… Cuéntale una historia.

Ya conoces que los cuentos capturan su atención como absolutamente nadie.

 

mapas para niños

 

Asimismo podéis llevar a cabo un mapa de ruta. Van a ser siendo conscientes de las distancias, del movimiento, la geografía…

No te marchas a librar del «cuánto falta», pero puedes invitarles a preguntar tu mapa de ruta para localizar la contestación.

Si no tienes ningún mapa en el hogar que logre resultarles atrayente, te aconsejamos estos:

  • Mapa de todo el mundo en vinilo.
  • Mapa de todo el mundo en puzzle.
  • Mapa de España, asimismo en puzzle imantado.

 

Tras el viaje

 

A la vuelta, ¿reforzamos todo lo aprendido? ¿Lo anclamos a su memoria?

Regresa a sacar el mapa y, para refrescarles la memoria, añade fotografías de tu viaje.

Es buen procedimiento para encender sus recuerdos. Al final de cuenta, la fotografía es eso: atrapar instantes para revivirlos después, ¿verdad?

 

 

Si asocias cada rincón a un instante particular para ellos, van a tener un punto de referencia y no olvidarán esa localidad.

Por servirnos de un ejemplo, aquel viaje inolvidable en tiovivo. Imprime la fotografía y sitúala en un mapa.

Recordad entre todos de qué forma se llamaba la localidad, dónde se encontraba, qué comisteis… Esos nuevos sabores, fragancias, ese baile regional tan interesante.

Puedes integrar fotografías de otros viajes pasados, encender todos esos recuerdos y asociarlos a diferentes puntos de la geografía.

De esta manera van a sacar todo el jugo a la experiencia.

 

mapas para niños

 

Viajar nos enriquece a todos, asimismo a los pequeños. Ganan aptitud de observación, de reflexión, de adaptación, y es la mejor clase de Geografía y también Historia que tienen la posibilidad de recibir.

Pero precisan sentirse una parte del plan.

Demuéstrales que lo son y explota para vivir ese viaje al lado de ellos. Antes, a lo largo de y después.

El verano nos ofrece una ocasión de frenar, estrechar nudos y estudiar juntos que no vamos a desaprovechar, ¿verdad?

Califica este artículo

1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (Ninguna valoración todavía)
Cargando...